Share:

SP198 Cómo los tratamientos para el cáncer pueden afectar a su cuerpo Las opciones de tratamiento para el cáncer del seno pueden consistir en quimioterapia, radioterapia y medicamentos bloqueadores de estrógeno. Algunos tipos de tratamiento pueden provocar síntomas de menopausia prematura en mujeres premenopáusicas (aquellas que todavía no han llegado al período natural Supervivencia de cáncer del seno The American College of Obstetricians and Gynecologists WOMEN’S HEALTH CARE PHYSICIANS PATIENT EDUCATI N La Salud de la Mujer • SP198 de la menopausia). Algunos de estos tratamientos también pueden aumentar el riesgo de que ocurran ciertos problemas médicos a largo plazo. ¿Por qué el tratamiento para el cáncer causa síntomas de menopausia? La menopausia natural ocurre cuando los ovarios dejan de producir estrógeno. Normalmente, esto ocurre durante el transcurso de varios años. No obstante, E l cáncer del seno se diagnostica con mayor frecuencia en las mujeres de mediana edad, aunque la enfermedad también puede afectar a mujeres más jóvenes. Aproximadamente 1 de cada 10 casos nuevos de cáncer del seno ocurre en mujeres menores de 45 años. Las mujeres más jóvenes pueden enfrentar varios problemas médicos después del tratamiento, como la posibilidad de que ocurran menopausia prematura, problemas sexuales y problemas de fertilidad. Hablar sobre estas inquietudes antes del tratamiento puede ayudarla a prepararse para vivir una vida más saludable después de recuperarse. Este folleto explica • cómo los tratamientos para el cáncer pueden afectar a su cuerpo • cómo tratar de manera segura los efectos secundarios del tratamiento para el cáncer • cómo mejorar la salud de los huesos, el corazón y el cerebro • cómo hablar sobre su imagen personal y el sexo después del tratamiento para el cáncer La salud y la fertilidad después del tratamiento Cómo tratar con seguridad los efectos secundarios de la menopausia Hable con el oncólogo (el médico que trata el cáncer), obstetra–ginecólogo o con otro profesional de atención médica sobre su tratamiento para el cáncer y si los síntomas de menopausia son un posible efecto secundario del mismo. Juntos, podrán crear un plan para tratar con seguridad los efectos secundarios antes de que ocurran. ¿Puedo recibir terapia de estrógeno para los síntomas de menopausia? La terapia de estrógeno que se administra en forma de píldora, parche, gel o rociador se llama terapia sistémica. En la terapia sistémica, el estrógeno se libera en la sangre y se traslada a los órganos y tejidos donde puede causar un efecto positivo. La terapia sistémica de estrógeno a menudo no se recomienda a las sobrevivientes de cáncer del seno. Esto se debe a que hay ciertas inquietudes de que el estrógeno sistémico pueda hacer que se desarrollen células cancerosas en los senos, por lo que volvería a aparecer el cáncer. ¿Puedo usar estrógeno vaginal para la resequedad vaginal? Su tipo de cáncer determinará si puede usar estrógeno vaginal. El estrógeno vaginal viene en forma de crema, tableta o anillo. Esta terapia libera pequeñas dosis de estrógeno en la vagina. A diferencia del estrógeno sistémico, el cuerpo absorbe el estrógeno vaginal en cantidades muy pequeñas. Este pequeño y temporal aumento en los niveles de estrógeno no parece aumentar el riesgo de que vuelva a aparecer cáncer del seno. Hable con el obstetra–ginecólogo para considerar los riesgos y beneficios. ¿Cuáles son algunos tratamientos para la resequedad vaginal que no contienen hormonas? • Los humectantes vaginales restablecen la humedad en la vagina. Estos humectantes no contienen hormonas. Hay varias marcas que puede comprar en el internet o en su farmacia local. • Los lubricantes se pueden usar cada vez que tenga coito. ¿Cuáles son algunos tratamientos para los sofocos o calores que no contienen hormonas? • Algunos cambios en el estilo de vida pueden aliviar los síntomas de sofocos o calores. Estos cambios incluyen evitar los alimentos condimentados, el alcohol, la cafeína y las bebidas calientes; usar capas de ropa holgada, evitar los ejercicios de respiración y meditación, y hacer ejercicio regularmente. • La terapia cognitivo-conductual ha demostrado ser prometedora para tratar los sofocos o calores, los problemas del sueño y las alteraciones en el estado de ánimo de las mujeres que reciben tratamiento ciertas formas de terapia del cáncer del seno, como la quimioterapia, pueden afectar el funcionamiento de los ovarios. Este efecto puede provocar síntomas de menopausia prematura en las mujeres premenopáusicas. ¿Por qué la quimioterapia causa síntomas de menopausia? La quimioterapia puede causar daño a los ovarios. Al hacerlo, los períodos menstruales se pueden volver irregulares o incluso cesar. Cuantos más años de edad tenga, mayor será la probabilidad de que sus períodos no regresen. Después de la quimioterapia, podría también presentar sofocos o calores, resequedad vaginal, problemas urinarios y problemas del sueño. Si sus períodos son irregulares y no desea quedar embara-zada, debe hablar con el obstetra–ginecólogo o con otro profesional de atención médica sobre los anticonceptivos que puede usar con seguridad. ¿Por qué la terapia bloqueadora de estrógeno causa síntomas de menopausia? Dos tercios de todos los casos de cáncer del seno son del tipo que tiene células con receptores de estrógeno. Esto quiere decir que las células cancerosas crecen en la presencia de estrógeno. Las mujeres con cáncer del seno cuyas células tienen receptores de estrógeno pueden tomar tamoxifeno para evitar que el cáncer vuelva a aparecer. Este medicamento bloquea la acción del estrógeno en el cuerpo y a veces causan síntomas de menopausia. Otro tipo de medicamento, los inhibidores de la aromatasa, reducen los niveles de estrógeno en el cuerpo. Este efecto de reducción de estrógeno también puede causar síntomas de menopausia. Las mujeres premenopáusicas no deben tomar inhibidores de la aromatasa a menos que también tomen un medicamento que haga que cese la producción de estrógeno en los ovarios. Esto se conoce como supresión ovárica. ¿Qué problemas médicos futuros podrían estar asociados con el tratamiento para el cáncer del seno? Salud del corazón. Algunos tipos de quimioterapia pueden causar daño al corazón y a los vasos sanguíneos. Al hacerlo, aumenta el riesgo de desarrollar una enfermedad cardíaca. Los medicamentos bloqueadores de estrógeno también pueden aumentar el riesgo de que ocurra una enfermedad cardíaca en algunas mujeres. Salud de los huesos. El estrógeno natural que se produce en el cuerpo la protege contra la pérdida de masa ósea. Los tratamientos para el cáncer reducen estos niveles de estrógeno y pueden aumentar el riesgo de padecer de osteoporosis. Salud del cerebro. El tratamiento para el cáncer puede causar problemas con la memoria, la atención y la concentración. Algunas personas tienen problemas con la memoria durante muchos años después de la quimioterapia. para el cáncer. En esta terapia, aprenderá a identificar posibles factores provocadores de los sofocos o calores y estrategias prácticas para lidiar con ellos. • Algunos antidepresivos, medicamentos anticonvul-sivos y medicamentos para la presión arterial pueden ayudar a aliviar los sofocos o calores. El tipo de medicamento que sea adecuado en su caso dependerá de los demás medicamentos que use o tome. Manténgase saludable después del cáncer Después del tratamiento de cáncer del seno, hay muchas cosas que puede hacer para mantenerse saludable. El oncólogo, obstetra–ginecólogo y otros profesionales de atención médica pueden ayudarla a tomar decisiones saludables. También pueden ofrecerle recursos útiles y asegurarse de que reciba la atención médica de seguimiento y preventiva adecuada. ¿Qué sucede durante las visitas de seguimiento con el oncólogo? El oncólogo examinará su estado general de salud y le hará preguntas sobre nuevos signos y síntomas que podría presentar. Es posible que le hagan un análisis de sangre o exploraciones para detectar el cáncer. Las visitas de seguimiento pueden llegar a ser menos frecuentes mientras más tiempo permanezca saludable y sin cáncer. ¿Debo acudir al obstetra–ginecólogo aún después del tratamiento de cáncer del seno? Sí. El obstetra–ginecólogo hará exámenes de salud preventivos específicos para la mujer y pruebas de detección. También puede hablar con dicho médico sobre lo siguiente: • Los métodos anticonceptivos que puedan usar de manera segura las sobrevivientes de cáncer del seno • Su salud y satisfacción sexuales • Sus planes futuros para tener hijos • Los posibles tratamientos si tiene dificultad para quedar embarazada ¿Debo seguir acudiendo al médico de atención primaria? Sí. El médico de atención primaria puede ayudarla a mantenerse saludable con el paso del tiempo. Dicho médico puede ordenar pruebas de detección para examinar otras áreas de la salud que no están relacionadas con el cáncer. Estas pruebas pueden consistir en exámenes de detección para la diabetes mellitus, la artritis y otros problemas médicos que a menudo ocurren al envejecer. ¿Qué puedo hacer para reducir el riesgo de osteoporosis? Aumentar el consumo de calcio y vitamina D, hacer ejercicios de sostenimiento del peso corporal regularmente y limitar el alcohol pueden reducir sus riesgos de sufrir una fractura. El obstetra–ginecólogo u otro profesional de atención médica podría recomendar un examen de densidad mineral ósea. Si los resultados revelan que corre un riesgo mayor de padecer osteoporosis, hay medicamentos que pueden prevenir la pérdida de masa ósea y protegerla contra una fractura. ¿Qué puedo hacer para reducir el riesgo de padecer una enfermedad cardíaca? Llevar un estilo de vida saludable consiste en alimentarse bien, limitar el consumo de alcohol, mantener un peso saludable, no fumar y hacer ejercicio diariamente. Las dietas que promueven la salud del corazón contienen frutas, vegetales, granos integrales, productos lácteos y proteína baja en grasa. Además, el obstetra–ginecólogo u otro profesional de atención médica le debe examinar rutinariamente la presión arterial. También podría recomendar pruebas para la diabetes y los niveles de colesterol. ¿Qué puedo hacer para la salud del cerebro? Algunas personas presentan problemas cognoscitivos después de la quimioterapia para el cáncer del seno. Los investigadores están tratando de determinar si ciertos cambios en el estilo de vida, como los cambios Métodos de preservación de la fertilidad Las mujeres jóvenes con cáncer del seno a veces se preguntan si podrán tener hijos después del tratamiento. La quimioterapia y la radioterapia pueden causar daño a los óvulos dentro de los ovarios, y causar infertilidad. En algunas mujeres, esta infertilidad es permanente. Otras podrían quedar embarazadas después del tratamiento, aunque puede ser más difícil lograrlo. Si desea tener hijos después del tratamiento del cáncer del seno, el oncólogo podría recomendar que tome algunas medidas para preservar la fertilidad. Una opción puede ser acudir a un especialista en fertilidad antes del tratamiento. Dicho médico puede explicarle las posibles opciones, entre otras, la fertilización in vitro y la criopreservación de ovocitos. En la fertilización in vitro, se combinan los espermatozoides con los óvulos de una mujer en un laboratorio. El embrión resultante se transfiere entonces al útero. Los embriones se pueden congelar y transferir al cabo de muchos años. En la criopreservación de ovocitos—o “congelamiento de óvulos”—se extraen varios óvulos de los ovarios. Los óvulos sin fertilizar se proceden a congelar para utilizarlos posteriormente en la fertilización in vitro. El congelamiento de embriones y el congelamiento de óvulos tienen ventajas y desventajas. Un experto en fertilidad puede explicarle sus opciones, ayudarla a tomar una decisión y planificar su tratamiento de fertilidad antes de que comience el tratamiento para el cáncer. en la alimentación (más frutas y vegetales, y limitar el consumo de grasa), hacer más ejercicio, aumentar las interacciones sociales y los “ejercicios para el cerebro” (juegos y rompecabezas) ayudan con este efecto secundario común. Aunque hay que hacer más estudios, tiene sentido hacer estos cambios. Además, pueden ofrecer otros beneficios para su salud. Imagen personal y sexo después del cáncer Muchas personas con cáncer del seno se sienten incómodas con su aspecto personal después del tratamiento. También puede ser difícil sentir deseo sexual después del tratamiento para el cáncer del seno. Si tiene inquietudes sexuales, las siguientes sugerencias pueden ser útiles: • Si tiene una pareja, hable con él o ella sobre cómo se siente. Conversar abierta y honestamente puede motivar una mejor compresión de sus sentimientos relacionados con sus tratamientos para el cáncer. • Considere hablar con el obstetra–ginecólogo u otro profesional de atención médica acerca de sus inquietudes. Si no está segura de lo que debe decir, puede comenzar diciendo algo como: —“Estoy un poco preocupada sobre mi vida sexual”. — “Estoy preocupada de cómo el tener cáncer está afectando mi vida sexual con mi pareja”. — “Me siento triste porque no me siento igual que antes sobre el sexo”. — “¿Cómo le digo a mi pareja que no me siento atractiva desde mi tratamiento para el cáncer?” — “El sexo es doloroso para mí. ¿Qué puedo hacer?” • Te tienes que dar tiempo para adaptar. El tratamiento para el cáncer es una experiencia transformadora que puede afectar su imagen personal. Si tiene una pareja, es posible que quiera centrar su atención en descubrir otras maneras de tener intimidad con su pareja en vez de la actividad sexual. Por último… Como sobreviviente de cáncer del seno, su salud después del tratamiento es importante. Si todavía no ha comenzado el tratamiento, hable con el obstetra–ginecólogo, oncólogo o con otro profesional de atención médica sobre los efectos secundarios que pueden ocurrir durante o después del tratamiento. Converse con ellos sobre cómo podría tratar estos efectos secundarios si acaso ocurren. Si ya ha terminado su tratamiento, hable con los profesionales de atención médica que la atienden sobre los efectos secundarios que le molestan. Hablar abiertamente puede conducir a soluciones que mejoren su calidad de vida y protejan su salud a largo plazo. Glosario Antidepresivos: Medicamentos que se usan para tratar la depresión. Coito: Acto de penetración del pene en la vagina de la mujer. También se conoce como “tener relaciones sexuales” o “hacer el amor”. Colesterol: Sustancia natural y uno de los componentes básicos de las células y las hormonas. Esta sustancia ayuda a transportar la grasa a través de los vasos sanguíneos para usarla o almacenarla en otras partes del cuerpo. Criopreservación de ovocitos: Procedimiento mediante el cual se extraen óvulos de los ovarios de una mujer y se congelan para usarlos posteriormente en la fertilización in vitro. Diabetes mellitus: Problema médico en el que los niveles de azúcar en la sangre son demasiado altos. Embrión: Etapa del desarrollo que comienza en la fertilización (cuando se une un óvulo y un espermatozoide) y dura hasta 8 semanas. Estrógeno: Hormona femenina que se produce en los ovarios. Fertilización in vitro: Procedimiento mediante el cual se extrae un óvulo del ovario de la mujer, se fertiliza en un laboratorio con espermatozoides del hombre, y posteriormente se transfiere al útero de la mujer para producir un embarazo. Hormonas: Sustancias que se elaboran en el cuerpo y regulan las funciones de las células o los órganos. Infertilidad: Incapacidad para quedar embarazada después de 1 año de tener coito (relaciones sexuales) sin el uso de anticonceptivos. Inhibidores de la aromatasa: Medicamentos que reducen el nivel de estrógeno en el cuerpo para tratar el cáncer del seno. Menopausia: Etapa en que cesan permanentemente los períodos menstruales de una mujer. La menopausia se confirma después de 1 año sin períodos. Obstetra–ginecólogo: Médico con capacitación y educación especiales en la salud de la mujer. Osteoporosis: Problema médico en que los huesos se adelgazan y se pueden fracturar con mayor facilidad. Ovarios: Órganos en la mujer que contienen los óvulos necesarios para quedar embarazada y hacen hormonas importantes, como el estrógeno, la progesterona y la testosterona. Óvulos: Célula reproductora femenina que se hace en los ovarios y se libera desde allí. Períodos menstruales: Desprendimiento mensual de sangre y tejido del útero. Quimioterapia: Tratamiento del cáncer con medicamentos. Radioterapia: Tratamiento con radiación. Esta información se ha creado para usarse como un documento educativo para asistir a las pacientes, y presenta actualizaciones y opiniones en materias relacionadas con la salud de la mujer. Su objetivo no es expresar declaraciones sobre las pautas generales de atención médica, ni abarca todos los tratamientos o métodos médicos adecuados. Tampoco pretende reemplazar el juicio profesional independiente del profesional que trata a una paciente. Consulte www.acog.org para asegurarse de obtener información actualizada y precisa. Derechos de autor diciembre del 2018 por el Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos (American College of Obstetricians and Gynecologists). Todos los derechos reservados. ISSN 1074-8601 Para pedir Folletos de Educación de Pacientes en paquetes de 50, sírvase llamar al 800-762-2264 o hacer el pedido en línea en sales.acog.org. American College of Obstetricians and Gynecologists 409 12th Street, SW PO Box 96920 Washington, DC 20090-6920 Tamoxifeno: Medicamento bloqueador de estrógeno que se usa a veces para tratar el cáncer del seno. Terapia cognitivo-conductual: Tipo de psicoterapia. Durante esta terapia, se aprenden estrategias específicas para ayudarla a cambiar su manera de pensar sobre los problemas y cómo lidiar con ellos. Útero: Órgano muscular en la pelvis de la mujer. Durante el embarazo este órgano contiene y nutre al feto.

American College of Obstetricians and Gynecologists
409 12th Street SW, Washington, DC  20024-2188
Mailing Address: PO Box 96920, Washington, DC 20024-9998