SP028, May 2010


ACOG publications are protected by copyright and all rights are reserved. ACOG publications may not be reproduced in any form or by any means without written permission from the copyright owner. This includes the posting of electronic files on the Internet, transferring electronic files to other persons, distributing printed output, and photocopying. Requests for authorization to make photocopies should be directed to: Copyright Clearing Center, 222 Rosewood Drive, Danvers, MA 01923 (978) 750-8400

Vaginitis

VaginitisVaginitis es una inflamación de la vagina de la mujer. Es uno de los motivos más frecuentes por los cuales las mujeres acuden a sus proveedores de atención médica. La vaginitis afecta a las mujeres de todas las edades. Como son muchas las posibles causas de la vaginitis, el tipo de tratamiento de esta enfermedad depende de su causa.

Este folleto explica

  • por qué ocurre la vaginitis
  • los síntomas de la vaginitis
  • el diagnóstico y tratamiento
  • cómo reducir su riesgo

Por qué ocurre vaginitis

Todos los días, generalmente fluye una pequeña cantidad de líquido transparente o turbio blancuzco por la vagina de la mujer. Esta secreción mantiene húmedo y sano el tejido. Durante el ciclo menstrual ocurren cambios normales que alteran la cantidad y el color de las secreciones vaginales.

La vagina también contiene muchos organismos, como bacterias y hongos, que son importantes para que funcione normalmente. Un cambio en este equilibrio normal de hongos o bacterias puede causar vaginitis. A continuación figuran algunos factores que pueden alterar el equilibrio normal de la vagina:

  • Antibióticos
  • Cambios en los niveles de hormonas durante el embarazo, al amamantar o en la menopausia.
  • Lavados vaginales
  • Espermicidas
  • Relaciones sexuales
  • Infección

Si ocurre un cambio en el equilibrio normal, el revestimiento de la vagina podría inflamarse. La vaginitis puede producir picazón (comezón), ardor, mal olor o una cantidad abundante de secreciones.

 

Vaginitis

Diagnóstico y tratamiento

Para diagnosticar vaginitis, su proveedor de atención médica tomará una muestra de la secreción de la vagina. Se pueden hacer varios análisis. Algunas pruebas se hacen en el consultorio del proveedor médico y los resultados están disponibles de inmediato. En otras, se envía la muestra a un laboratorio y los resultados están listos al cabo de unos días.

Para garantizar que los resultados de las pruebas sean correctos, no use medicamentos vaginales durante por lo menos 3 días antes de acudir a su proveedor de atención médica. Tampoco debe usar lavados vaginales, tener relaciones sexuales ni usar espermicidas antes de su visita.

El tratamiento de la vaginitis depende de su causa. éste puede consistir en una píldora, o una crema o un gel que se introduce en la vagina. Es importante que siga al pie de la letra las indicaciones de su proveedor de atención médica, aun si deja de tener secreciones u otros síntomas antes de terminar el medicamento. Aunque los síntomas pueden desaparecer, la infección puede todavía estar presente. Suspender el tratamiento antes de tiempo puede hacer que vuelva a presentar síntomas. Si los síntomas continúan después de terminar el tratamiento, o si vuelve a tenerlos, acuda a su proveedor de atención médica. Es posible que necesite un tratamiento distinto.

Lo que puede hacer

  • No use rociadores para la higiene femenina ni tampones perfumados con desodorante.
  • No use lavados vaginales. Es mejor dejar que la vagina se limpie por su cuenta.
  • Use solamente agua tibia para lavar la vagina. Los jabones y los detergentes pueden cambiar el equilibrio normal de los organismos dentro de la vagina.
  • Limpie bien los diafragmas, capuchones cervicales y los aplicadores de espermicidas después de usarlos.
  • Use condones durante las relaciones sexuales.
  • Hable con su proveedor de atención médica sobre cómo prevenir infecciones por hongos si le recetan antibióticos para otro tipo de infección.

Tipos de vaginitis

Infección por hongos

Una infección por hongos también se denomina candidiasis. éste es uno de los tipos más comunes de vaginitis.

Causa. Las infecciones por hongos las produce un tipo de hongo que se llama cándida. Normalmente se encuentra en pequeñas cantidades en la vagina. Sin embargo, cuando se altera el equilibrio de bacterias y hongos en la vagina, el hongo puede proliferarse excesivamente y producir síntomas.

Algunos tipos de antibióticos aumentan el riesgo de tener una infección por hongos. Los antibióticos eliminan las bacterias vaginales normales que mantienen el hongo bajo control. El hongo entonces puede proliferarse excesivamente. El embarazo puede aumentar el riesgo de una infección por hongos debido a los cambios en los niveles hormonales del cuerpo. La incidencia en las mujeres con diabetes mellitus es mayor.

La proliferación excesiva de hongos puede ocurrir si el sistema inmunitario del cuerpo, que lo protege contra enfermedades, no funciona debidamente. Por ejemplo, en las mujeres infectadas con el virus de inmunodeficiencia humana (VIH), las infecciones por hongos pueden ser graves. A veces no es posible eliminarlas, aun con tratamiento, u ocurren a menudo. En muchos casos, se desconoce la causa de una infección por hongos.

Síntomas. Los síntomas más comunes de una infección por hongos son picazón y ardor del área externa de la vagina, denominada vulva. El ardor puede empeorar al orinar o tener relaciones sexuales. La vulva puede estar enrojecida e inflamada. Algunas mujeres con infecciones por hongos observan un aumento o cambio en las secreciones vaginales. Esta secreción puede ser blancuzca, densa y no producir olor. Otras mujeres no observan cambios en las secreciones.

Tratamiento. Las infecciones por hongos pueden tratarse colocando un medicamento dentro de la vagina o mediante una píldora. En la mayoría de los casos, no es necesario dar tratamiento al varón sexual de la pareja.

Algunas mujeres prueban medicamentos para infecciones por hongos de venta sin receta cuando tienen síntomas de vaginitis. Estos tratamientos sin receta médica son seguros y, a menudo, eficaces. Sin embargo, muchas mujeres creen que tienen una infección por hongos cuando realmente tienen otro problema. En estos casos, el medicamento para la infección por hongos no funciona. También puede demorar el diagnóstico y tratamiento correctos para el problema verdadero.

Aun si ha tenido una infección por hongos anteriormente, es buena idea llamar a su proveedor de atención médica antes de usar un medicamento de venta sin receta para tratar los síntomas. Si ésta es la primera vez que presenta síntomas vaginales, acuda a su proveedor de atención médica. Si ha usado un medicamento sin receta médica y los síntomas continúan, acuda a su proveedor de atención médica.

Vaginosis bacteriana

Causa. La vaginosis bacteriana se produce cuando se altera el equilibrio de los tipos de bacterias normales que viven en la vagina.

Síntomas. El síntoma principal es aumento de las secreciones con olor intenso a pescado. El olor puede ser más intenso durante el periodo menstrual o después de tener relaciones sexuales. Las secreciones por lo general son poco densas, de color oscuro o ligeramente gris, aunque pueden ser verdosas. Generalmente no se produce picazón aunque puede estar presente si ocurre mucha secreción.

Tratamiento. Se pueden usar varios antibióticos distintos para tratar la vaginosis bacteriana. Entre éstos están el metronidazol y la clindamicina. Estos medicamentos pueden ser orales o introducirse en la vagina en forma de crema o gel. No es necesario dar tratamiento a las parejas sexuales.

Cuando el metronidazol se recibe oralmente, puede causar efectos secundarios en algunas pacientes. éstos son náuseas, vómitos y orina oscura. No beba alcohol cuando use metronidazol. Esta combinación puede causar náuseas y vómitos intensos.

La vaginosis bacteriana a menudo vuelve a ocurrir, por lo que puede requerir varios tratamientos. En algunos casos, puede ser necesario administrar un tratamiento más largo de 3 a 6 meses.

Tricomoniasis

Causa. La tricomoniasis es una enfermedad que la produce el parásito microscópico Trichomonas vaginalis. Es una enfermedad de transmisión sexual. Las mujeres con tricomoniasis corren un mayor riesgo de tener otra enfermedad de transmisión sexual.

Síntomas. Los indicios de tricomoniasis son secreción vaginal gris amarillenta o verdosa. Esta secreción puede oler a pescado. También puede ocurrir picazón, irritación, enrojecimiento e hinchazón de la vulva. A veces, ocurre dolor al orinar.

Tratamiento. La tricomoniasis generalmente se trata con metronidazol oral, ya sea con una sola dosis o una dosis de 7 días. También se puede usar una sola dosis de otro medicamento que se llama tinidazol. Es necesario tratar las parejas sexuales para evitar que vuelva a ocurrir la infección. No debe tener relaciones sexuales hasta que usted y su pareja hayan recibido tratamiento.

Vaginitis atrófica

Causa. Aunque esta enfermedad no se produce debido a una infección, puede causar secreciones e irritación vaginal. Puede ocurrir también en cualquier momento en que haya un nivel bajo de hormonas, como al amamantar y después de la menopausia.

Síntomas. Los síntomas son resequedad, picazón y ardor. Otros síntomas son secreción vaginal anormal y dolor durante las relaciones sexuales.

Tratamiento. La vaginitis atrófica se trata con una aplicación de estrógeno dentro de la vagina. Este medicamento está disponible como crema, pastillas o anillo. También puede ser útil usar un lubricante soluble en agua durante las relaciones sexuales.

Por último...

Si cree que tiene síntomas de vaginitis, como ardor o picazón, comuníquese con su proveedor de atención médica. Aunque la vaginitis puede causar molestias, casi siempre es posible tratarla una vez que se determine su causa

Glosario

Antibióticos: Medicamentos que se administran para tratar infecciones.

Candidiasis: También conocida como infección por hongos o moniliasis, tipo de vaginitis que se produce debido a la proliferación excesiva de cándida (un hongo que se encuentra normalmente en la vagina).

Diabetes mellitus: Enfermedad en la que los niveles de azúcar en la sangre son demasiado altos.

Enfermedad de transmisión sexual: Enfermedad que se propaga mediante el contacto sexual, por ejemplo: clamidia, gonorrea, verrugas genitales, herpes, sífilis e infección del virus de inmunodeficiencia humana (VIH), la causa del síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA).

Espermicidas: Sustancias químicas que inactivan los espermatozoides. Vienen en cremas, geles, espumas y supositorios. Algunos condones están recubiertos con espermicidas.

Estrógeno: Hormona femenina que se produce en los ovarios.

Hormonas: Sustancias que produce el cuerpo para regular las funciones de diversos órganos.

Menopausia: Período en la vida de la mujer donde los ovarios dejan de funcionar; se define como la ausencia de periodos menstruales durante un año.

Vagina: Estructura tubular rodeada por músculos y ubicada desde el útero hasta la parte externa del cuerpo.

Virus de inmunodeficiencia humana (VIH): Virus que ataca ciertas células del sistema inmunitario del organismo y produce el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA).

Vulva: Área genital externa de la mujer.

Este Folleto Educativo para Pacientes fue elaborado por el Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos (American College of Obstetricians and Gynecologists). Diseñado para ayudar a los pacientes, presenta información actualizada y opiniones sobre temas relacionados con la salud de las mujeres. El nivel de dificultad de lectura de la serie, basado en la fórmula Fry, corresponde al grado escolar 6to a 8vo. El instrumento de Evaluación de Idoneidad de Materiales (Suitability Assessment of Materials [SAM]) asigna a los folletos la calificación “superior”. Para asegurar que la información es actualizada y correcta, los folletos se revisan cada 18 meses. La información descrita en este folleto no indica un curso exclusivo de tratamiento o procedimiento que deba seguirse, y no debe interpretarse como excluyente de otros métodos o prácticas aceptables. Puede ser apropiado considerar variaciones según las necesidades específicas del paciente, los recursos y las limitaciones particulares de la institución o tipo de práctica.

Derechos de autor © SP028 mayo de 2010 por el Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos (American College of Obstetricians and Gynecologists). Todos los derechos reservados. Ninguna parte de esta publicación podrá reproducirse, almacenarse en un sistema de extracción, publicarse en Internet, ni transmitirse de ninguna forma ni por ningún método, sea electrónico, mecánico, de fotocopiado, grabación o de cualquier otro modo, sin obtener previamente un permiso por escrito del editor

ISSN 1074-8601

Las solicitudes de autorización para hacer fotocopias deben dirigirse a: Copyright Clearance Center, 222 Rosewood Drive, Danvers, MA 01923.

Para pedir Folletos de Educación de Pacientes en paquetes de 50, sírvase llamar al 800-762-2264 o hacer el pedido en línea en sales.acog.org.

The American College of Obstetricians and Gynecologists
409 12th Street, SW
PO Box 96920
Washington, DC 20090-6920